El libro egipcio de los muertos es un papiro un ritual antiquísimo y prolijo dedicado al difunto, para que éste ingrese sin riesgos en la tierra de los Dioses. Fue el Dr. E Wallis Budge, célebre egiptólogo, quién en 1888 halló una tumba de la dinastía XVIII cerca de Luxor dicho papiro completo y perfectamente conservado, escrito especialmente hacia el año 1500 a.C. para Ani, Escriba Real de Tebas, supervisor de los graneros de los señores de Abydos, y Escriba de las Ofrendas de los señores Tebanos. Tan extenso documento se halla aquí precedido por una brillante introducción del Dr. Wallis Budge quién allí exclarece sobre las distintas versiones del libro, la leyenda de Osiris, la doctrina de la vida eterna, las ideas egipcias acerca de Dios, la morada de los bienaventurados, Los Dioses, los principales lugares geográficos y mitológicos y las ceremonias fúnebres.Ofrece una reproducción clara y completa de los geroglíficos egipcios, una transcripción lineal de los sonidos (como fue posible reconstruirlos) una traducción palabra por palabra y, finalmente, una versión tersa e íntegra en castellano.Este libro es una fuente de permanente consulta para conocer en profundidad un registro religioso de inusitado valor testimonial.

 

 

 

 

 

 

Parece que el texto se adecuó a las imágenes (y no al revés, que suele ser lo usual). Sólo así se explican algunas diferencias con otras versiones, algunos cambios de los signos, así como la repetición del capítulo XVIII o la omisión del XVII, que parecen responder a necesidades simbólicas. Por otra parte, las explicaciones de algunas de las ilustraciones son más complejas que el propio texto.

 

El libro es un manual detallado de los pasos que el ka del difunto debe seguir en la Duat para sortear los peligros del camino hasta llegar al Juicio de Osiris y superarlo con éxito para vivir eternamente en el Más allá. El nombre real del Libro de los muertos o papiro de Ani es Libro para salir al día, aunque el título, podría traducirse como El libro del eterno despertar.

 

Ha sido uno de los libros más influyentes de la historia y el referente religioso de los egipcios durante más de tres mil años.

 

La versión del Papiro de Ani constituye por su buena conservación, sus descripciones y por su estructura, la mejor fuente para el estudio del Libro de los Muertos y la versión más autorizada de la versión tebana.

 

Wallis Budge publicó en 1895 una traducción y transliteración de los jeroglíficos con comentarios descriptivos de las imágenes, una traducción literal y otra adaptada

 

En el texto aparece quién es Ani: «Escriba real verdadero, escriba y administrador de las ofrendas divinas de todos los dioses», «Gobernador del granero de los señores de Abidos y escriba de las ofrendas divinas de los señores de Tebas» y «Amado del señor del Norte y del Sur». Es decir, era un alto cargo pero su título no era honorífico: era escriba verdadero y administrador.

 

 

 

 

 

 

 

Su esposa, Tutu, era la Señora de la «Casa de las adoratrices de Amón», y está representada con el sistro y el collar, instrumentos de su oficio.